domingo, 2 de noviembre de 2008

Merienda de Halloween



Por primera vez en mi vida, he hecho una fiesta de Halloween. Bueno, no exactamente, más bien la fiesta era para mis hijos y sus amiguitos. Por mucho que los mayores veamos con recelo esa invasión americana de festejar el día de brujas, para ellos es una fiesta que ha existido "toda su vida" y como además hasta en el colegio hacen una decoración ad hoc desde semanas antes... pues como que ni se les pasa por la cabeza que no se celebre Halloween.
Resumiendo, que viendo recetas por aquí y por allá, entre otras cosas preparé estas repugnantes (a la par que sabrosas) recetas.

Escobitas de brujas:




Tan sencillo como cortar una loncha de queso tipo "Tranchete" en dos mitades. Con una de ellas, hacer unos cortes a modo de "flecos" y enrollarla en un palito de pan.


Pozos de los gusanos:


Rehogar unas gulas con un poco de aceite de oliva y rellenar con ellas unos volovanes.



Pizza Halloween:


Aquí todavía estaba en el horno. El color naranja se lo da el queso Chedar, y la boca y los ojos están hechos recortando pimiento rojo.



Ojos sangrientos:



Minimagdalenas (compradas) cubiertas de glasa blanca; las venillas hechas con colorante rojo y la "pupila" con un lacasito.



Dedos de bruja:



Realmente asquerositos. Se hacen con una masa de galleta de mantequilla, almendras y mermelada de fresa:

Ingredientes
100 gr de mantequilla
50 gr de azúcar
2 huevos
1 cucharadita de extracto de vainilla
300 gr de harina
una pizca de sal
50 gr de almendras crudas enteras (para las uñas)
mermelada de fresa

Preparación
En un bol, mezclar juntos la mantequilla, el azúcar, los huevos, harina, sal y la vainilla; remover hasta que se haga una masa. Añadir la harina y amasar.
Dejar enfriar en el frigorífico cubierto con film transparente durante 30 minutos. Precalentar el horno a 180 grados. Separar un poco de masa y darle forma de un dedo de la mano. Presionar firmemente una almendra en un extremo a modo de una uña. Marcar tres líneas en mitad de los dedos de la mano para crear una forma de nudillo. Repetir con el resto de la masa.
Colocar las galletas sobre una bandeja de hornear cubierta de papel de hornear y cocinar durante 20 minutos o hasta que se doren. Dejar enfriar tres minutos. Levantar con cuidado la almendra, y untar la mermelada de fresa a modo de sangre. Volver a colocar la almendra, sobre la mermelada.

5 comentarios:

  1. Todo está asquerosamente delicioso!!!!! y seguro que lo pasastéis pipa, los niños y los mayores!!! Un beso. B

    ResponderEliminar
  2. Una merendola auténtica... divertida.
    Gracias por tu vista a mi blog, bienvenida.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  3. Que chulada las cosas que hicistes. Al año que viene me tendré que animar, que el peque ya será mas mayorcito

    ResponderEliminar
  4. que cosas mas ricas has hecho para halloween me encanto todo se ve escalofriantemente bueno.
    Saludos
    Olguis.

    ResponderEliminar

Gracias por dejarme tu comentario ♥

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...